Cada día, el suelo está sometido a una mayor presión debido a las prácticas agrícolas intensivas, la contaminación y el cambio climático. Es una realidad alarmante, dado que el suelo es uno de los recursos vitales que garantizan la seguridad alimentaria, junto con el agua limpia y la biodiversidad. Promoviendo prácticas agrícolas sostenibles y educando al público y a los agentes del sector sobre la importancia crucial del suelo, podemos proteger estos recursos críticos para las generaciones futuras.

Sin embargo, para lograrlo, la innovación desempeña un papel fundamental. Por eso la Misión Suelo financia ambiciosos programas de investigación e innovación para desarrollar soluciones sostenibles y prácticas a los problemas relacionados con el suelo.

Esto representa un esfuerzo concertado de la Unión Europea para contrarrestar la degradación de las tierras agrícolas y fomentar la gestión sostenible del suelo, dado que entre el 61% de suelos europeos se consideran insalubres, lo que subraya la necesidad de actuar urgentemente para proteger los frágiles recursos del suelo para las generaciones futuras. Los tipos de degradación del suelo más frecuentes son la pérdida de carbono orgánico del suelo (53%), la pérdida de biodiversidad del suelo (37%) y el riesgo de degradación de las turberas (30%). Además, el cuadro de mandos muestra que la mayoría de los suelos insalubres son propensos a más de un tipo de degradación del suelo.

A través de la Misión Suelo, la UE pretende alcanzar varios objetivos clave, entre ellos la conservación y mejora de la salud del suelo, dada su importancia para nuestro bienestar y el mantenimiento de ecosistemas equilibrados. Los suelos son fundamentales para producir alimentos, textiles, madera y otros materiales, suministrar agua limpia, conservar la biodiversidad, facilitar el movimiento de nutrientes, regular el clima y forman parte esencial de nuestro patrimonio cultural y paisajístico.

Es importante señalar que un solo centímetro de suelo puede tardar cientos de años en formarse, pero puede perderse en una sola tormenta o incidente industrial. Mediante el fomento de prácticas agrícolas sostenibles y la vigilancia y reducción de la contaminación del suelo, la Misión pretende reducir la desertización y la contaminación del suelo, contribuyendo así a detener los procesos de degradación y a mejorar la calidad del suelo en toda Europa.

Otra prioridad es aumentar la concienciación pública sobre la importancia vital del suelo para el medio ambiente, la salud humana y la prosperidad económica, con educación e información públicas esenciales para promover prácticas responsables de gestión del suelo.

La UE pretende financiar un ambicioso programa de investigación e innovación centrado en las ciencias sociales para desarrollar soluciones sostenibles y prácticas a los problemas del suelo.

A través de laboratorios vivientes y faros, la Misión facilita el ensayo y la demostración de prácticas y tecnologías innovadoras en condiciones reales sobre el terreno, lo que contribuye a fomentar la adopción a gran escala de soluciones sostenibles y el intercambio de conocimientos entre las distintas partes interesadas.

El nuevo panel de salud del suelo del Observatorio del Suelo de la Unión Europea destaca la localización de los suelos insalubres y su proporción. Observatorio Europeo del Suelo (EUSO) ofrece una nueva herramienta: el Cuadro de Indicadores de la Salud del Suelo, cuyo objetivo es apoyar la próxima propuesta de la Comisión Europea de una Ley de Salud del Suelo, que forma parte de la Estrategia del Suelo 2030 de la Unión Europea.

Esto representa un firme compromiso de la Unión Europea para proteger y conservar los recursos vitales del suelo. El fomento de prácticas agrícolas sostenibles, la reducción de la contaminación del suelo y la sensibilización de la opinión pública nos permiten poner remedio a esta situación y garantizar un futuro sostenible para las generaciones venideras.

Centrándose en las prácticas agrícolas sostenibles, la innovación y la concienciación pública, la UE se esfuerza por proteger este recurso vital para las generaciones actuales y futuras. La UE pretende mitigar la degradación del suelo, preservar su salud y fomentar la sostenibilidad medioambiental invirtiendo en investigación, aplicando soluciones prácticas y promoviendo la colaboración entre los distintos agentes. Mediante estos esfuerzos concertados, podemos trabajar para garantizar un futuro resistente y próspero en el que el suelo siga siendo una piedra angular de la seguridad alimentaria, la biodiversidad y el equilibrio ecológico.

Mediante su colaboración activa con la Misión del Suelo, InBestSoil añade valor a nuestros esfuerzos conjuntos por promover prácticas agrícolas sostenibles y conservar recursos naturales esenciales para el futuro.

Inbestsoil-logo-blanco
EN_FundedbytheEU_RGB_NEG

Copyright 2023. Todos los derechos reservados InBestSoil

Inbestsoil-logo-blanco
EN_FundedbytheEU_RGB_NEG

Copyright 2023. Todos los derechos reservados InBestSoil

arriba